Cómo puedo servir como un samurái

Publicado por: maria.vargas el Jue, 04/03/2021 - 08:27
Share
Por: Luis Betancur Correa.
Luis Betancur Correa

Existe una leyenda en Japón en la que 47 samuráis, que habían servido al señor Asano Naganori, penetraron en la casa del señor Kira Yoshinaka, valiéndose de la sorpresa y de un plan de acción perfectamente planificado, enfrentandose victoriosos a doscientos enemigos, ubicando a su objetivo principal, el señor Kira, matandole en honor a su antiguo jefe, Asano Naganori, quien fue además uno de los unificadores de Japón. Así cumplieron su “justa venganza”, por lo ocurrido a Asano, cuando este había sido provocado por Kira en el interior del palacio del shogun, obligando a Asano a sacar la katana (espada) bajo su techo, lo cual estaba prohibido y sentenciado a muerte.

Cuando esto sucedió, los 41 se entregaron a la justicia y fueron sentenciados a pena capital. Esto representa lo que es un samurái, al ser guiados por principios de justicia, valor, lealtad y honor que componen el Bushidō (código o camino de los guerreros). Esta historia enseña la importancia de mantenerse firme a sus propias convicciones y a luchar por lo que se cree, por esto el significado de la palabra samurái es tan poderoso: “servir y proteger”.

El Bushidō es el código del samurái, que regía su vida, “un código ético estricto, de principios que preparan para pelear sin perder su humanidad, ni el contacto con sus valores básicos”, compuesto por principios perfectamente adaptables a los principios corporativos que rigen una empresa o entidad pública actual, siendo estos los siguientes:

  1. Justicia, para un samurái no existen tonalidades de gris en lo que se refiere a honradez y justicia, existiendo solo lo correcto e incorrecto.
  2. Valor heroico, al ser inteligente y fuerte para actuar.
  3. Compasión, para ayudar a sus hermanos en cualquier oportunidad .
  4. Cortesía, un samurái es temido en la batalla y respetado por su manera de tratar a los demás.
  5. Honor, a él mismo, por eso las decisiones que toma y cómo las ejecuta son un reflejo de quién es, sabiendo que nadie puede ocultarse de sí mismo.
  6. Sinceridad absoluta, cuando dice que hará algo, es como si ya estuviera hecho.
  7. Deber y lealtad, el haber hecho o dicho “algo” significa que ese “algo” le pertenece, siendo totalmente responsable de las consecuencias.

Cada uno de estos principios fueron fundamentales en la vida de un samurái, así como pueden serlo para nosotros por eso me parece importante en este momento de la vida, resaltar el sexto principio “sinceridad absoluta” que dice: “Cuando un samurái dice que hará algo, es como si ya estuviera hecho. Nada en este mundo lo detendrá en la realización de lo que ha dicho que hará. No ha de dar su palabra. No ha de prometer. El simple hecho de hablar ha puesto en movimiento el acto de hacer. “Hablar” y “hacer” son, para un samurai, la misma acción”.

Esto es tremendamente contundente, por la relación directa entre hablar y hacer, que a su vez es un compromiso y una responsabilidad. Es obvio que cuando una persona se compromete con algo y lo cumple, su credibilidad y autoridad aumenta increiblemente. Desafortunamente es una carencia en algunos trabajadores, directivos y politicos, trayendo como consecuencia, la deshonestidad, el deterioro del liderazgo, la decepción y desencanto de quienes creían y confiaban en esta persona.

Samurái significa, el que sirve, por eso vivian con un propósito, dedicando su vida a una causa, pensando que la grandeza se alcanzaba cuando servían a un propósito mayor a ellos mismos, es como responder al “Cómo puedo ayudar” con la intensión de apoyar y crear bienestar al otro.

Los samuráis al igual que nosotros, encontramos barreras, incluso problemas que a primera vista parecen fatales y es aquí donde surge el concepto de pensamiento lateral, termino acuñado, por el psicologo maltes, Edward de Bono en su libro “The use of lateral thinking” (“el uso del pensamiento lateral”), como modo de razonamiento para encontrar soluciones de manera creativa, con un patrón de pensamiento y punto de vista fuera de lo común, evaluando diversas alternativas, siendo la creatividad una herramienta estratégica para resolver y afrontar situaciones adversas, generando ideas disruptivas y resolución de conflictos desde una perspectiva diferente, es decir pensar fuera de la caja.

Por esto una mente estructurada es vital para lograr los objetivos cobrando aquí mayor relevancia una de las estrategias de los samuráis; mantener la calma para tomar decisiones al estudiar y entender cómo piensa y actua el rival o competidor, recalcando en los beneficios que se obtienen de dicho análisis, para preparar el mejor ataque o defensa, según lo más conveniente.

Miyamoto Musashi, conocido como el más grande guerrero de Japón, al utilizar simultaneamente dos espadas, al perder a su jefe recorrio Japón estudiando el arte de la pintura, la escultura, la poesía y la música. Descubrió que su éxito como guerrero se debía a su habilidad con las espadas, pero especialmente al desarrollo de una mente estratégica. Musashi escribió, el “Libro de los Cinco Anillos”, sobre el manejo de la espada y el desarrollo de una mente estratégica, con unas reglas aplicables a nuestro diario vivir y actuar.

Estas reglas tenian como objetivo cultivar en las personas una mente honesta y sincera, tanto con los demás como con uno mismo, así como familiarizarse con todas las artes y encontrar el verdadero propósito e interesarse por conocer lo desconocido. Por esto es importante conocer y aplicar algo de diferentes profesiones, ya que una persona con experiencia en varias posiciones y sectores, es capaz de interrelacionarse con diversas personas, de asimilar e integrar elementos comunes y contrarios, creando estructuras para crecer exponencialmente de manera creativa. Estas son las bases para el pensamiento lateral al observar y actuar desde múltiples perspectivas

Continuando con algunas reglas, debemos entender la diferencia entre perder y ganar, ya que unas veces se gana y otra se pierde, siendo fundamental la mentalidad como se asumen ambas. Para esto debemos desarrollar el conocimiento intuitivo, es decir tener claridad mental para mirar atenta y sensitivamente la realidad, prestando atención a los principios elementales, manteniendo una visión global y prestando mucha atención incluso a las cosas más insignificantes, sin perder tiempo y concéntrandose en lo realmente importante.

Estamos en el momento justo para que algunas empresas actuen rápida y asertivamente tomando decisiones estratégicas, soportandose en una estructura disciplinada, comprometida y adaptable, especialmente ahora, por lo que contar con una respuesta al mercado oportuna y bien definida, ante las adversidades, la competencia y la incertidumbre, será determinante para ejecutar el plan efectivo y contundente para la recuperación, el crecimiento competitivo, sostenible, inclusivo y disruptivo de la sociedad, las empresas y del país.

Siga a KIENYKE en Google News